Los mexicanos que estuvieron este año en la elite del boxeo desafortunadamente tuvieron muy poca actividad o perdieron combates claves, motivo por el que el año no fue tan brillante para el boxeo nacional, aunque de la misma manera, resaltó el trabajo de dos personajes en el ring: Óscar Valdez y Canelo Álvarez.

En el caso de Valdez (21-0, 19 Ko’s), que fue el mejor peleador del año para México, combatió en tres ocasiones y sacó la victoria en los tres por la vía del cloroformo, mientras que Canelo, que se confirmó como la estrella, subió al ring en dos ocasiones y noqueó también a los dos enemigos.

Óscar Valdez, olímpico, sonorense, de 25 años, tuvo en este 2016 los retos más fuertes de su ascendente carrera, enfrentando en un evento de pago por evento en abril al bravo ruso Evgeny Gradovich, noqueándolo de manera espectacular en cuatro episodios para abrirse paso entre la elite del deporte y tocar la puerta para una oportunidad titular.

Gracias a que el ucraniano Vasyl Lomachenko dejó vacante el título Pluma de la Organización Mundial de Boxeo, se abrió la posibilidad para que en julio disputara el campeonato vacante de peso Pluma en contra del noqueador argentino Matías Rueda.

Ante Rueda, Óscar volvió a lucir enviándolo en dos ocasiones a la lona para convertirse en julio en el nuevo monarca de la división en otro evento de pague por ver y sumarse a la larga lista de peleadores mexicanos que llegaron invictos a la corona mundial.

Finalmente, Óscar Valdez cerró el año con su tercer pago por ver en el respaldo de Manny Pacquiao y Jessie Vargas, y mostró el mexicano su contundencia al lograr su tercer nocaut del año y estrenarse con el pie derecho como campeón del mundo.

Ante el japonés Hiroshige Osawa, de nuevo en Las Vegas, Valdez sacó lo mejor de su repertorio y tras derribarlo en el cuarto episodio, finalmente obligó a la detención del combate en el séptimo capítulo para coronar un gran año para el de Nogales.

Mientras tanto, no hay quien le haga competencia a Canelo (48-1-1, 34 Ko’s) en el terreno de la popularidad, tanto que la gente se olvidó de la renuncia al título Mediano tras su primera actuación y se retrató por miles en su segunda pelea del año pese a las críticas.

Canelo estuvo cerca de las 600 mil casas en el pago por evento cuando noqueó de forma espectacular al británico Amir Khan en la primera función de boxeo en la T-Mobile Arena de Las Vegas en mayo pasado, y con ello abrió el año, aunque días después renunció a la faja Mediana del CMB para evitar la pelea con Gennady Glolovkin por no convenir a sus intereses, según dijo.

En su segundo combate, se enfrentó a Liam Smith por el campeonato Superwelter de la OMB y ante más de 50 mil aficionados en el AT&T Stadium, casa de los Dallas Cowboys, se confirmó como una gran atracción, sumando además 300 mil casas más en el pago por evento para terminar con más de 900 mil en el año, de acuerdo con Golden Boy.

Mención aparte merecería el sinaloense Gilberto ‘Zurdo’ Ramírez, quien se convirtió en el primer peleador mexicano en coronarse en peso Supermediano, luego de derrotar de manera sólida al experimentado monarca Arthur Abraham en abril pasado.

Link to article: www.espndeportes.com